Illinois legaliza la marihuana y regula su producción comercial

El gobernador de Illinois, JB Pritzker, firmó el proyecto de ley para legalizar y regular el consumo de marihuana con fines recreativos. Este estado norteamericano se convertiría así en el undécimo que legaliza el uso para adulto. La norma entrará en vigencia a partir del 1 de enero de 2020.

Illinois legaliza la marihuana y regula su producción comercial
JB Pritzker; gobernador del estado de Illinois

El recién decretado instrumento legal es completamente innovador, pues Illinois es el primer estado de la nación estadounidense en legalizar completamente el uso del cannabis, a través de un proceso legislativo bipartidista sin necesidad de un plebiscito.

Para Pritzker, esta iniciativa representa un paso legal “equitativo y de justicia” pues a su juicio las anteriores políticas anti-drogas han sido un “fracaso”.

Por su parte, el Director Político de NORML, Justin Strekal, afirmó: “los residentes y líderes políticos de Illinois demostraron el poder de la democracia en acción, utilizando el proceso político para lograr políticas sensatas que protejan las libertades individuales y que garanticen la seguridad de la comunidad”.

De igual forma, Strekal sostuvo que con esta legalización “se ha trazado un camino para que estados como Nueva York, Nueva Jersey y otros emulen en el movimiento nacional hacia la reforma integral de la ley de marihuana”.

Disposiciones

La normativa establece que aquellas personas con antecedentes penales por tenencia y/o consumo de marihuana, tendrán la posibilidad de eliminar ese tipo de cargos de sus historiales.

Por su parte, los residentes de Illinois mayores de 21 años podrán poseer para su consumo hasta 30 gramos de flor de cannabis, 5 gramos de concentrado de cannabis y no más de 500 miligramos de Tetrahidrocannabinol (THC), su único componente psicoactivo.

En cambio, quienes emplean cannabis con fines medicinales podrán poseer más de 30 gramos si lo cultivan en sus viviendas en una habitación cerrada y fuera de la vista del público, con el permiso del propietario.

Mientras que los límites de posesión son menores para los no residentes en el estado, con 15 gramos de flor de cannabis, 2,5 gramos de concentrado y no más de 250 miligramos de THC.

También: Congreso estadounidense a favor de la protección del cannabis legal