¿Cómo se une la marihuana a nuestras células?

Cuando la marihuana actúa sobre nuestro organismo, sus principales efectos son debidos a la unión del químico psicoactivo THC con un receptor que se encuentra no solo en las células del cerebro, donde es muy abundante, sino en muchos otros rincones del cuerpo humano.

¿Cómo se une la marihuana a nuestras células?

Se trata del receptor cannabinoide número 1 (CB1), que desde este jueves es más conocido que nunca porque un grupo de investigadores ha conseguido obtener su estructura cristalina. Es decir, estudiarlo y representarlo en estado sólido y en tres dimensiones. Este logro vaticina importantes avances en la fabricación de medicamentos, elaborados o no a partir de la planta, que actúen sobre CB1 y que se destinen, por ejemplo, a tratar el dolor, la inflamación, la obesidad, el abuso de sustancias o incluso la fibrosis hepática.

Pero que no produzcan o potencien los efectos secundarios que causa el consumo de marihuana, que ya han provocado la retirada de algún fármaco.

Los científicos, pertenecientes a varios centros de Estados Unidos China, consiguieron definir la estructura tridimensional de CB1 en el laboratorio mediante varios pasos. Lo primero fue lograr la unión del receptor presente en neuronas humanas con una sustancia modificada procedente de un fármaco cannabinoide para tratar la obesidad, actualmente retirado del mercado por producir efectos secundarios como ansiedad, depresión o ideas suicidas.

Una vez unidas las dos partes, y añadiendo alguna modificación genética al receptor que no afecta ni a su estructura ni a su función, el conjunto se sumergió en un medio acuoso sin que se separara y se pudo estudiar. Algo que no se había conseguido hasta el momento y que este jueves publica la revista Cell . “Hasta ahora hemos estudiado más de 800 receptores similares, pero este fue el más difícil por su inestabilidad, lo que nos sorprendió teniendo en cuenta que es uno de los más presentes en el cerebro humano”, explica a Big Vang Raymond Stevens, que trabaja en las universidades de Shanghai y del Sur de California en los Ángeles y es uno de los autores del estudio.

Te puede interesar: Cómo la marihuana afecta los resultados de la reproducción asistida

Compartir