ACAPAM crea espacios para hablar sobre el cannabis medicinal

La Asociación Cannábica de Panamá (Acapan) está abriendo espacios para crear conciencia de la importancia del cannabis para uso medicinal.

ACAPAM crea espacios para hablar sobre el cannabis medicinal

Como parte de este proceso, el pasado 31 de julio celebraron un conversatorio con pacientes que utilizan el cannabis para tratar enfermedades como el cáncer, esclerosis múltiple y artritis reumatoidea.

La presidenta de Acapan, Luris Higuera, explicó que la idea de encontrar estos espacios de diálogo con diferentes sectores de la sociedad es dar a conocer cómo la medicina cannábica “realmente” ayuda a tratar enfermedades crónicas.

“Estamos tratando de apoyar con la creación de la ley, a través de seminarios y conversatorios, para informar a los pacientes y que se deje de ver el cannabis como algo satánico”, explicó Higuera, quien la utiliza para tratar la artritis y la artrosis en las caderas, padecimientos de los que sufre desde hace 20 años.

Asamblea Nacional

En octubre de 2017 se llevó a la Asamblea Nacional un proyecto de ley sobre el uso del cannabis medicinal. Pero solo llegó a segundo debate el año pasado y fue bajado a “consulta ciudadana”.

Los miembros de Acapan ahora esperan que con la instalación de la comisión legislativa de Trabajo, Salud y Desarrollo Social de la nueva Asamblea Nacional que se instaló el pasado 1 de julio, se retome el tema con una propuesta nueva, amplia y general que tenga como norte el beneficio de los pacientes.

Este proyecto de ley (595, como se le identificó en la pasada administración) recibió el apoyo de organizaciones de enfermos como la Federación Nacional de Pacientes con Enfermedades Críticas, Crónicas y Degenerativas y la Asociación Nacional de Familiares, Amigos y Personas con Esquizofrenia y otras Enfermedades Mentales.

También la reserva, no obstante, del Ministerio de Salud (Minsa). El coordinador nacional del Programa de Cuidados Paliativos del Minsa, Gaspar Da Costa, detalló que la institución mantiene una posición prudente, porque la marihuana es la droga ilícita de mayor consumo entre adictos, lo que atribuye a que históricamente las plantas encontradas en Panamá tienen un alto porcentaje de THC, principal constituyente psicoactivo de esta planta.

Te recomendamos: HBO Estrena serie sobre la marihuana