Consultas sobre el uso de cannabis preocupan a médicos

El uso de cannabis medicinal es un tema que resurge cada tanto en agenda y que genera expectativas entre quienes tienen dolencias para las que no encuentran tratamientos eficaces. Una manifestación de esto la ven los médicos en sus consultorios, donde reciben cada vez más consultas sobre su posible uso para diversas situaciones y patologías.

Así lo señaló a Los Andes el neurólogo Andrés Barbosa, vicepresidente de la Sociedad Neurológica Argentina.

“Las dolencias por las que consultan los pacientes para saber si se puede usar son muy variadas: por dolor, Parkinson, enfermedad de Alzheimer, esclerosis múltiple, entre otros”, detalló el profesional.

La situación llevó a la entidad a emitir un comunicado en el cual advierte que sólo está aprobado su uso en algunos casos, y muy específicos. A este respecto, Barbosa detalló que puede usarse para algunos casos de epilepsia refractaria, y que de ningún modo se trata de la primera indicación que puede dar un médico, sino que existen otros tratamientos a los que se apela en primera instancia.

“Ante la creciente expectativa de la población en relación al uso de derivados del cannabis en el tratamiento de las enfermedades neurológicas, la Sociedad Neurológica Argentina comunica que el cannabis contiene alrededor de 120 compuestos farmacológicamente activos, de los cuales se han reconocido e investigado especialmente dos: el THC, responsable de los efectos cognitivos y de sensopercepción, y el Cannabidiol, que no presenta propiedades psicoactivas”, detalla.

Explica a continuación que “se ha demostrado recientemente que el Cannabidiol tiene efectos terapéuticos en algunas epilepsias de difícil manejo, tales como el Síndrome de Dravet y de LennoxGastaut. Al mismo tiempo, se están realizando diferentes estudios clínicos que brindarán información más calificada acerca de la eficacia o seguridad para el tratamiento de otros tipos de epilepsias”.

La entidad señala que también ha demostrado eficacia para el tratamiento de la espasticidad (rigidez muscular) moderada o grave debida a la esclerosis múltiple (EM), un derivado del cannabis, el Nabiximols en forma de aerosol bucal. Este se usa cuando no se ha respondido en tratamientos previos, pero no hay este tipo de preparados aprobados en Argentina ni su uso está contemplado en la normativa del régimen de excepción, mediante el cual la Administración Nacional de Medicamento, Alimentos y Tecnología Médica (ANMAT) autoriza la importación del producto.

Finalmente subraya que “no existe, evidencia actual concluyente en relación a su eficacia en ninguna otra enfermedad neurológica”.

Expectativas

“El documento se hace por pedido de muchos socios, que necesitaban un respaldo por la cantidad de consultas habituales de pacientes por cualquier tipo de dolencia en cuanto al uso de cannabis medicinal”, explicó Barbosa.

Hace unos días, médicos del hospital Garrahan de Buenos Aires, referente en pediatría, publicó los resultados de una investigación en la que confirmaron la eficacia del cannabis medicinal en el tratamiento de pacientes con epilepsia refractaria.

Luego de un año de trabajo el equipo pudo constatar que de los 49 pacientes abordados 80% logró mejoras. Se trata de casos severos a los que otros tratamientos no les dieron resultado y que de esta manera lograron hasta 60% de reducción de las numerosas crisis que presentan diariamente.

Barbosa consideró que esta, como otras noticias en los medios, estimulan las consultas, muchas veces porque las personas no están adecuadamente informadas.

Legalidad

Hay que tener en cuenta que luego de una larga lucha de familiares de pacientes que encontraron en el aceite de cannabis un medio para atenuar el impacto de ciertas patologías, en marzo de 2017 se aprobó la Ley de uso de Cannabis medicinal en la Legislatura.

En noviembre de ese año la ley provincial 8.991 fue reglamentada. Apunta a proveer gratuitamente aceite de Cannabis a los pacientes con epilepsia refractaria que deben antes inscribirse en un registro y pasar por un proceso médico. Pero deja fuera otras patologías ya que según los especialistas no hay evidencia científica sobe los beneficios y ante esto, muchas personas quedaron disconformes.

En el medio existe un mercado paralelo para conseguirlo ya sea por importación o fabricación casera, pero sin las garantías de los controles adecuados para conocer su composición exacta.

Por ello, en el comunicado la Sociedad Neurológica recomienda el uso de Cannabidiol en las formas de epilepsias mencionadas en las que se ha demostrado eficacia y con supervisión del médico tratante.

Y subraya: “El uso de derivados del cannabis en cualquier otra indicación terapéutica, debe realizarse únicamente en el marco de estudios clínicos adecuados para establecer eficacia y seguridad. Finalmente, deben contar en todos los casos con la autorización de los comités de ética acreditados y de la autoridad de aplicación correspondiente”.

Producción y cultivo, en la mira del gobierno

La posibilidad de cultivar cannabis y hacerse cargo de la producción de su aceite para uso medicinal está en el horizonte del gobernador electo, Rodolfo Suárez. Tal como se conoció en diversos medios en los últimos días, el radical tendría entre sus proyectos que Mendoza tenga su propia producción, lo que le permitiría potenciar la matriz productiva y dar cumplimiento a la ley nacional 27350, que habilita el uso medicinal del cannabis.

Te puede interesar: Lo que debes saber sobre el cannabis legal en Illinois

Es por eso que ya habría empresas que han mostrado su interés en desarrollar esa producción en nuestra provincia, sobre todo porque las condiciones climáticas de esta zona geográfica son las que las plantas requieren para su óptimo crecimiento. En el proyecto del Suárez estaría también el hecho de que esa producción cuente con una supervisión a cargo del gobierno.

El objetivo es no sólo el uso del aceite de cannabis en la medicina local, sino la posibilidad de exportarlo a los países fuertes de América del Norte, puntualmente Canadá y Estados Unidos.

Mendoza, en ese sentido, se sumaría a Jujuy y a San Juan, en donde ya está más avanzada una estrategia similar que prevé la misma cadena de cultivo y producción.

Te recomendamos: “Abuelas de la dagga” deben participar en su producción  

Loading...
Compartir